martes, 13 de diciembre de 2011

¿Qué vendía realmente Urdangarin?

Juan Manuel Blanco [en Vozpopuli.com]
Durante las últimas semanas, los medios de comunicación han fijado el foco sobre Iñaqui Urdangarin retratando al personaje como carente de escrúpulos, alguien capaz de utilizar cualquier resorte para enriquecerse sin reparar en el perjuicio ocasionado a la imagen de la monarquía. Lo más interesante, sin embargo, de ese fascinante viaje de Urdangarin por los entresijos de la política española es haber retratado a su paso muchas prácticas habituales en la administración y en aquellos ámbitos privados que actúan en connivencia con el poder. Y las imágenes que nos llegan componen un paisaje desolador, un panorama ignominioso en el que caben todas las irregularidades, miserias, indignidades y corruptelas posibles.

Muy significativo en el caso Urdangarin es el hecho de que sus presuntos contratos no disparasen las alarmas aún siendo reiterados, claramente superfluos, manifiestamente irregulares y notablemente inflados en costes. Por otro lado, resulta difícil imaginar cuál era la contraprestación a cambio de estos abultadísimos pagos ya que el personaje, al no ostentar cargo público alguno, no podía ofrecer nada concreto o inmediato ¿Qué vendía realmente Urdangarin?

Los estudios académicos señalan que, cuando la relación corrupta es esporádica, suele existir una correspondencia bastante directa entre el pago y la gestión realizada así como una idea muy clara sobre la naturaleza de lo intercambiado: se solicita un favor y se entrega una determinada cantidad. Sin embargo, cuando la corrupción se generaliza y surgen las tramas, estas relaciones se vuelven más indirectas y sobreentendidas, en parte porque ya existen unos hábitos y unas reglas no escritas, que todo el mundo conoce. No es infrecuente entonces pagar por unos favores futuros, todavía sin concretar, o meramente por obtener una buena relación con el poder, que podría resultar rentable más adelante. Aparece también la figura del intermediario, persona que parece representar a una de las partes aunque, dado lo opaco del negocio y la ambigüedad de su lenguaje y credenciales, en ocasiones se trata de un mero impostor.

Es probable que las presuntas andanzas del Duque de Palma no llamaran demasiado la atención en su momento por desarrollarse en cierto ambiente empresarial donde las facturas infladas, las ventas a la administración muy por encima del precio de mercado o el pago de comisiones a destajo, constituirían la práctica habitual. Tampoco habrían extrañado en el marco de una administración pública, especialmente autonómica y municipal, donde la trampa, el favoritismo, el abuso y el desafuero camparían por sus respetos. Una moderna recreación del Patio de Monipodio. Urdangarin se habría limitado a mimetizarse en ese ambiente, al menos de momento. De ser ciertos, los hechos denunciados parecen mostrar que las administraciones no tienen dificultad alguna para saltarse las normas, adjudicar los contratos a los amigos o pagar sobreprecios astronómicos, algo que no resulta sorprendente ya que, durante las últimas décadas, fueron desmontados uno a uno todos los controles y garantías sobre la actividad pública, favoreciendo la más absoluta arbitrariedad.

Por otro lado, es evidente que el marido de la Infanta no podía ofrecer nada concreto a cambio de tan abultadas presuntas sumas. Cabe como hipótesis, tal como parece apuntar su reciente desmentido, haber jugado con el sobreentendido equívoco de que aquellos que con él contactaban, y bien le trataban, podían atraerse el favor real. En estos ambientes opacos no es infrecuente la existencia de algunos que simulan representar a otros cuando en realidad trabajan para sí mismos. Lo que resulta menos explicable es la reiterada actitud de los pagadores, pareciendo creer que la cercanía al monarca podría reportarles en el futuro alguna ventaja o rentabilidad. Todos sabemos que, por nuestra Carta Magna, el Rey tiene limitadas sus funciones a la representación de la nación y a la moderación de las instituciones. Careciendo de atribuciones ejecutivas, no puede otorgar favor alguno ni realizar gestión en beneficio de privados: produciría vértigo imaginar lo contrario. Consecuentemente, tampoco hay respuesta para el hecho de que, en el pasado, numerosos empresarios y financieros, por llamarlos de algún modo, persiguieran con tanto ahínco la compañía y el favor de la familia real: sería deseable que alguien pudiera dar una explicación a estos comportamientos. No es descartable que, en algunos casos, hayamos asistido a peculiares manifestaciones de esa muy generalizada e indigna sumisión al poder, que en España desgraciadamente sustituye al sano respeto por las instituciones.

Al final, la caída de Urdangarin parece consecuencia no tanto de su proceder, tan común en nuestra política, como de su estilo. Olvidó, presuntamente, que incluso la picaresca tiene sus propias reglas y, a juzgar por sus burdos manejos, se diría que sobreestimó su impunidad. No reparó en que se introducía en una jungla cruel y despiadada en la que romper las normas no escritas y actuar por libre conlleva un grave peligro de acabar devorado. Ya lo advirtió Giulio Andreotti, gran maestro en estas lides: “manca finezza”. _________________________________________________________
Suscribirte a La Tercera Ola
Correo electrónico:
Consultar este grupo

15 comentarios:

  1. Queridos amigos

    El caso del Duque de Palma ha traspasado ya los límites de la alarma popular y esta en boca de todo el país que hace cábalas y juicios de todo tipo, en general poco favorables a los presuntos implicados.

    Como comentario al artículo, diré en primer lugar que no soy ni he sido monárquico nunca, puesto que en el siglo XXI es ilógico que los puestos y cargos de importancia, sean hereditarios.

    Si analizamos la monarquía Borbónica española, se ha caracterizado hasta el momento por ser opaca a los medios, que quizás de esa forma premiaban que el Rey hubiese dejado paso a una monarquía parlamentaria y hubiese parado el golpe de Armada, aunque de manera bastante extraña.

    Por ello supongo que jamás se han comentado los detalles de la vida privada del Rey (parece que bastante licenciosa), ni de su fortuna personal, ni nada que pudiese empañar la institución.

    Supongo que viendo esa "ley del silencio", el Sr. Duque empezó a moverse en las corruptas administraciones, vendiéndose como intermediario con el Rey, y pensando muchas veces el dador de los dineros, que estos iban para el Rey, al menos en parte.

    Como el asunto le iba bien al Duque, aumentó el "negocio", viendo que nadie le denunciaba.

    Cuando empezó a ver que el caso Arena estaba en la justicia, optó por una retirada táctica millonaria en USA, a costa de dos empresas españolas.

    De su patrimonio empezó a saberse que tenía un chalet en Pedralves de 8 millones de euros y que arregló y decoró por 4 millones más.

    Y lentamente se fue descubriendo todo el tinglado que ya conocemos. Pese a todo se ha conseguido no imputarle de momento, aunque las pruebas son abrumadoras.

    La poco afortunada foto de la reina, que hace un viaje innecesario para apoyarle, levanta aún más las dudas de hasta donde llega esta trama dentro de la Casa Real.

    Y mientras el pueblo esperando, atónito por la tardanza, a que la Justicia tome ya y de verdad cartas en esta turbia trama.

    ResponderEliminar
  2. Este mal pertenece a la España del pelotazo, es curioso que el duque no se conformase con su estupenda familia y su vida placentera,llena de éxitos, dada nuestras leyes es un caramelo,el abuso está al orden del día por el que tiene un mínimo cargo en la administración,España es un desastre gracias a la desigualdad de clases que el socialismo ha sido el artífice,espero que el duque sea inocente, que jure lealtád al Rey a la Constitución y a España,Majestad gracias por no llorar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. HE SIDO DE LA FEDERAL DE ARGENTINA, LO QUE ME PERMITE OPINAR COMO TAL, A ESTE INDIVIDUO, HAY QUE ARRUINARLE SU VIDA, SI LOS MISMOS ESPAÑOLES NO EXIGEN JUSTICIA, QUE LA HAGAN POR SUS PROPIOS MEDIOS.-

      Eliminar
  3. Mire usted, en mi pueblo ha habido un alcalde que ha ostentado el cargo durante 16 años primero representando a la izquierda, luego a si mismo y finalmente ha sido apoyado a la derecha, lo que le llevo en las ultimas elecciones a tener que hacer lo mismo ya que no obtuvo apoyo para gobernar. Eso si el es el concejal de urbanismo en un municipio que ha crecido en ese periodo un 350%. Si por casualidad a algún juez le interesase investigar encontraría muchos más delitos en el que en el Sr Urdangarin o en el Sr Correa o que en el amante de la Pantoja por poner a otros. Con esto quiero decir que en la mayoría de los casos el que ostenta un cargo público se aprovecha del mismo para cometer "irregularidades" que tienen como fin procurarse un bien inmediato o un bien de futuro. Lo más curioso es que como la peridista Ana Rosa también tienen a sueldo del ayuntamiento "negros" que les hacen su trabajo y que pagamos los vecinos con los impuestos.
    El pueblo se llama Laguna de duero, está en Valladolid y su Excelentisima se llama Sr.Viejo del que su familia dispone ya un gran patrimonio y el un cambio habitual de modelo de coche deportivo cada uno o dos años.

    ResponderEliminar
  4. EXCELENTISIMO SR.13 dic. 2011 14:37:00

    Excmo. Señor Don Iñaki Urdangarin
    Don Iñaki Urdangarin Liebaert es el sexto hijo de Don Juan María Urdangarin Berriochoa y de Doña Claire Liebaert Courtain.

    Nació en Zumárraga, Guipúzcoa, el 15 de enero de 1.968. Al poco tiempo de su nacimiento, su familia se instaló en Barcelona, ciudad en la que residió hasta cumplir 16 años. A partir de entonces se trasladó a Vitoria, donde vivió hasta los 18 años, edad a la que de nuevo regresó a Barcelona.

    Estudió en el Colegio Sagrado Corazón de Jesús de Caspe, en Barcelona, y en el Colegio Santa María del Pilar, de Vitoria, jugando en sus equipos juveniles de balonmano. A los 18 años ingresó como jugador profesional en el equipo de balonmano del F.C. Barcelona, pasando a jugar en la División de Honor, hasta su retirada en el verano de 2000.

    En su historial deportivo destacan los numerosos trofeos conquistados por su Club, el F.C. Barcelona, y su presencia en la selección nacional de balonmano, de la que ha formado parte en 175 ocasiones y con la que ha participado en los Juegos Olímpicos de Barcelona 92, Atlanta 96 y Sidney 2000 -consiguiendo la medalla de bronce en las dos últimas- así como en Campeonatos del Mundo, de Europa y en otras competiciones internacionales. El 30 de noviembre de 2001 ingresa en la Real Orden del Mérito Deportivo, con la categoría de Gran Cruz.

    Ha compatibilizado su actividad de jugador profesional de balonmano con sus estudios universitarios. Es Diplomado en Ciencias Empresariales en la especialidad de Recursos Humanos por la Universidad de Barcelona. Master en Formación e Intervención de Empresas e Instituciones como consultor de Desarrollo y Licenciado en Administración y Dirección de Empresas y Master en Business Administration por ESADE (Escuela Superior de Administración y Dirección de Empresas) de Barcelona. En la actualidad, es miembro del Consejo de Telefónica Internacional, así como Profesor colaborador del Departamento de Política de Empresa de ESADE.

    En los últimos años, ha cultivado el interés por las cuestiones sociales y culturales, amén de las deportivas, intentando establecer caminos de diálogo entre unas y otras. Actualmente forma parte de los consejos sociales de diversas fundaciones españolas e internacionales, tales como la Fundación Balia por la infancia, la Fundación Equipara, y la Fundación Eisenhower Fellowships.

    El 4 de octubre de 1997 contrajo matrimonio con S.A.R. la Infanta Doña Cristina en la Catedral Basílica de Barcelona.

    Tienen cuatro hijos, Juan Valentín de Todos los Santos, que nació el 29 de septiembre de 1999, Pablo Nicolás, nacido el 6 de diciembre de 2000, Miguel de Todos los Santos, el 30 de abril de 2002, e Irene, el 5 de junio de 2005, todos en Barcelona. Desde 2009 residen en Washington.
    Hoy en la WEB de la Casa Real se le tiene con todos los honere incluido el EXCELENTISIMO... Esto es España

    ResponderEliminar
  5. http://www.casareal.es/familia/index-ides-idweb.html

    Parece que no está tan apartado y es un Excelentísimo Sr.

    Todo esto huele a un pufo colosal....

    ResponderEliminar
  6. En mi opinión, Urdangarin me parece un hombre sin ética y cara de cemento con guante blanco, y todavía más adjetivos a los que le han pagado por humo.Esta sociedad en la que nos toca vivir es superficial y carece de valores.
    (no generalizo) Siempre he respetado a los Reyes porque cumplieron un papel importante en una época necesaria porque no nos conocía nadie fuera de nuestras fronteras cumplieron bien su cometido.
    Si en estos momentos tuviese que votar por la monarquía
    mi voto sería nulo. Estoy decepcionada porque en los tiempos actuales el Rey no ha estado a la altura de las circunstancias. Palmero con el Gobierno para que no se metan con ellos, falta de respeto para los ciudadanos que no pueden ni comer, con tanto despilfarro exibiendo el lujo.No estoy de acuerdo que solo sea culpable Urdangarin y es imposible que no se extrañasen como la Infanta Cristina y su marido podían disponer de tanto dinero.
    Esto no se lo creen ni ellos mismos. Ojalá puedan demostrar su inocencia, ojalá sea otra cortina de calumnias para silenciar a Pepiño Blanco, Bono, Chaves etc... ¡ Que país !

    ResponderEliminar
  7. Me parece muy bién que juzguen a este tal Urdangarín PERO que juzguen también a tantos otros que roban y se van sin que nadie les pida explicaciones. Nada de cárcel ¡que devuelvan lo que han robado! Señores ladrones sepan ustedes que: Hay mucha gente que pasa hambre en España y otros muchos miles que pasan con 400 euros l mes.

    ResponderEliminar
  8. Cada vez más, somos campeones del mundo...en tantas cosas...

    ResponderEliminar
  9. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  10. ES LA CORONA DEL PELOTAZO QUE INAUGURÓ CARLOS SOLCHAGA EN LOS 80, PRESUMIENDO EN ELLO DE CAMPEONES DEL MUNDO... LA CORRUPCION DESDE ENTONCES HA SIDO GENERALIZADA, EN UNOS LUGARES E INSTITUCIONES MAS, EN OTROS MENOS, PERO GENERALIZADA! Y LOS MEDIOS Y TERTULIANOS Y PERIODISTILLAS LA MAYORIA DE LAS VECES HAN DICHO QUE ERA LO CONTRARIO, AUN CUANDO SE DESTAPABA MES SÍ Y MES NO UN GRAN CASO INSTITUCIONAL O DE PARTIDO... AHORA YA VA POR SEMANAS... CASI TODOS HAN SIDO COMPLICES, Y ESTO PARECE CASI LAS RATAS ABANDONANDO EL BARCO Y ROBANDO TODO LO QUE PUEDEN, COMO PAJIN, SINDE, TRINI, BLANCO. Y LOS FAMOSETES FISCALES ANTI-CORRUPCION NO DEVOLVERAN SU SUELDO, ni su pellizco muy seguramente.

    ResponderEliminar
  11. Me resulta lamentable y casi incomprensible que se condene con tanta ligereza a alguien que ni siquiera ha sido imputado de delito alguno.
    He sido educado en el principio de que "toda persona es inocente mientras no se demuestre lo contrario", y me causa profunda tristeza ver que ese principio hoy carece de valor.
    Formamos parte de una sociedad enferma y manipulable que vitorea al corrupto y condena al inocente en función de lo que lee, escucha, o ve en los medios de comunicación.
    No estamos inmersos en una crisis económica, lo que estamos viviendo es una profunda crisis de valores, donde la ética y la moral brillan por su ausencia; no solo en los políticos, jueces y periodistas, sino en la mayoría de los ciudadanos que en lugar de defender la justicia con integridad, defienden su propio interés y tapan sus miserias criticando al condenado de turno. Me recuerda la Edad Media en la cual se juntaba en la plaza el populacho para disfrutar de la quema de una pobre mujer que algún mandamás había condenado por bruja. Vamos de bruja en bruja, y en estos días la bruja es el Señor Urdangarín que, para mi, seguirá siendo un ejemplo de deportista y persona hasta que la justicia demuestre lo contrario; digan lo que digan los medios de comunicación del signo que sean, o lo que piense el manipulable "populacho".
    Saludos desde El Bierzo.
    Angel Garnelo

    ResponderEliminar
  12. Y el secretario de las infantas, ¿qué vendía el secretario de las infantas?, ¿y obedeciendo las órdenes de quién? Y ¿aconsejados por quién se marcharon a Washington hace ya unos años?, porque supongo que quien les mandó emigrar sabría por qué los mandaba tan lejos. Este Urdangarín no ha tenido un comportamiento ejemplar, pero no ha sido el único. Único va a ser para comerse el marrón.

    ResponderEliminar
  13. Se estan cebando con Urdangarin, Para que nos olvidemos de Blanco, de Chaves, de Bono, de Zapatero, de Pajin, en fin practicamente del gobierno saliente entero, ya que a todos ellos habria que llevarlos a los tribunales por haber dejado España en la ruina, y por el monton de tropelias que han llevado a cabo, los socialistas son muy listos para eludir su responsbilidad, ?o es que no sabian lo que estaba haciendo desde hace mucho tiempo el señor Urdangarin¿, sacan estos cosas cuando les conviene para ocultar otras que les afectan.

    ResponderEliminar
  14. Qué iluso y cara, cree que somos idiotas aún todo el que pide presuncion de inocencia e inmunidad para el monarca en toda la trama, y ahora ya han urdido coartada mediática de risa para salvar no ya al Rey sino al mismo Urdanga!! En estos casos y cuando se pilla a alguien de responsabilidad politica in-fraganti y con multitud de pruebas y testimionios en contra, TIENE QUE DEMOSTRAR QUE ES FALSA LA ACUSACION, QUE ÉL ES INOCENTE, Y HACERLO PUBLICAMENTE DE MODO CLARO!!! SI NO, COMO ASI HAN HECHO POR SEMANAS, y se sabia esto hace varios años, ES CULPABLE!!!!!!!!! LA JUSTICIA ESTÁ VENDIDA EN ESTOS CASOS Y MAS EN LA ESPAÑA ZP BORBONAL!!!

    ResponderEliminar

Esta web busca la colaboración de todos quienes accedan a ella. Por lo tanto, se habilita la posibilidad de añadir comentarios al pie de los post. Rogamos a todos el buen uso de esta utilidad. Los comentarios ofensivos, vejatorios, que contengan insultos, falsas acusaciones o que sean manifiestamente ofensivos, no serán publicados. Gracias por vuestra colaboración.