miércoles, 23 de marzo de 2011

De la Democracia a la dictadura de los partidos

Manuel Rincón
Democracia es un término que inspira ilusión, confianza. Democracia la asocio con libertad respetuosa y alegre. Democracia quiere decir que mis inquietudes y problemas los podré canalizar, a través de un representante que elija libremente, hacia instancias superiores de gobierno. Democracia me hace pensar que mi representante tendrá un trato cercano y afable hacia mi. Democracia nos hace creer en una Justicia asequible y eficaz, que evite todo tipo de abusos.

Democracia quiere decir que podré ir y venir donde quiera, trabajar donde me guste y en lo que mejor me venga sin molestar a los demás. Por más Democracia han muerto millones de personas a lo largo de la Historia. Hay palabras que nos producen sin duda una honda emoción al pronunciarlas y democracia es una de ellas. La pronunciamos con respeto, cariño y admiración. Distinguimos entre países que son Democracias y los que no lo son.

Mucha gente que ya no está entre nosotros, recibió con profundo respeto y alegría, una apertura democrática en este País, que les llegaba tras largos años de desesperanza y de falta de libertades. Todas aquellas personas más otras muchas que hoy aún están aquí, pensaron en que Democracia significaba justicia, respeto a los ciudadanos y cercanía del poder.

Y en la época de la transición, los ciudadanos hicieron entrega de Poder y Democracia a los partidos políticos, en el convencimiento de que estas ansias e ideales se depositaban en las manos adecuadas y siempre se haría un exquisito uso de ambos elementos. Nunca pudieron pensar que se hiciese una utilización indigna de bienes tan preciados y deseados.

Pero de una forma bastante vil, los partidos en el devenir del tiempo, han ido quitando a nuestra Democracia su contenido, hasta dejarla prácticamente vacía

Ha sido un proceso lento, pero continuado, que hace que 35 años más tarde de esa entrega de Democrática y Poder a los partidos, los ciudadanos sientan que les han sido hurtados y sustituidos por otro tipo de valores de mucho más bajo perfil. Nuestra Democracia hoy es pequeña y tiende a menguar más.

Los partidos monopolizan hoy en día el poder casi absoluto, de manera vejatoria para los ciudadanos, haciendo cosas que incluso perjudican a quienes les dieron su confianza. Y hacen gala de prepotencia y de actitudes que muchas veces nada tienen que ver con Democracia.

Los partidos se creen que pueden ejercer el Poder a su total discreción, sin dar ningún tipo de explicación de sus actos a los ciudadanos, a lo sumo razones nada convincentes, Y sin ninguna posibilidad de ser discutidas.

Los partidos políticos eluden críticas y responsabilidades a sus miembros y de ellos mismos. Los partidos se han apropiado del poder popular que no les pertenece, pues son solo sus depositarios y administradores del mismo. Al igual que la Democracia, que también se les dio para su defensa, nunca para su mal uso o apropiación.

Los partidos y sus representantes no admiten ningún tipo de crítica o control, y es más los actuales partidos se niegan a escuchar las peticiones razonadas de los ciudadanos, sobre cambios o mejoras que desea mucha gente.

Los partidos imponen su ley. Para ello se han apropiado además de los recursos económicos del país, utilizándolos en políticas partidistas, sin pensar nunca en el bien de la colectividad.

Los partidos políticos se niegan a depurar responsabilidades sobre actos delictivos de sus miembros, protegiéndolos y tapándolos.

Han politizado, confundiéndolos en una amalgama, el poder político, el poder ejecutivo, el poder legislativo y el poder judicial. Ya no hay independencia, ni se puede hacer ningún tipo de control, a lo que quieran hacer los partidos.

Han reducido al ciudadano a un elemento que les entrega su voto de forma regular, y su dinero vía impuestos, y que luego no moleste más, aunque no tenga trabajo o esté empobrecido.

Por esto treinta y cinco años después, hay un clamor generalizado de Democracia. No queremos una dictadura de partidos, que es lo que hoy impera en este País. Queremos retornar al concepto básico de Democracia, que fue entregado a los partidos en su día. Queremos cosas tan básicas como separación de poderes, control a las actuaciones políticas y a la gestión económica. Queremos votar listas abiertas con personas que conozcamos, no impuestas por el aparato del partido.

Y esta regeneración creemos que es posible. Cada vez somos más y los aparatos de los partidos van a tener cada vez más difícil callarnos a todos.

Por eso, aunque alguien piense que no es eficaz, yo humildemente os pido que difundáis el símbolo y el mensaje. Así llegaremos a la masa crítica y podremos realizar el cambio que ansiamos. Pongámoslo no solo en nuestro corazón, si no en todo sitio visible. Gracias a todos sé que lo conseguiremos.





________________________________________________________
Suscribirte a La Tercera Ola
Correo electrónico:
Consultar este grupo

23 comentarios:

  1. Me ha gustado. Ojalá consigamos más Democracia +D

    ResponderEliminar
  2. Por una DEMOCRACIA de verdad,difundámoslo

    ResponderEliminar
  3. Gracias por vuestra ilusión y sabed que es compartida por mucha más gente. Vamos de verdad a por +D

    ResponderEliminar
  4. Los partidos han suplantado la representación legitima de los ciudadanos. Con sus listas cerradas y bloqueadas han reducido las posibilidades de opción a un "menu del día" raquitico e indigesto. Han repetido hasta la saciedad que se vota al partido, y no al representante. Incluso han aprobado medidas de represion contra aquellos de sus miembros que creyendose depositarios de la representación popular han mostrado sus discrepancias con las directrices oficiales, con medidas como la disciplina de voto y la persecución de lo que ellos denominan transfugas. Yo me declaro transfuga. Transfuga de este sistema donde la legitimación politica se ha invertido, haciendo residir la posibilidad de permanencia en el cargo en la sumisión incondicional al partido y no en la representación de los intereses de los ciudadanos que les eligieron. No nos engañemos, los politicos son personas, y las personas tienden a mantener sus privilegios a toda costa. Siendo la politica una situación de privilegio, es normal que el politico se ponga a las ordenes de quien le puede garantizar su permanencia. Solo aprovechando esta debilidad human del politico se podrá reconducir la situación, haciendo que sea el apoyo popular al representante individualizado lo que le garantice su reelección y no su mayor o menor plegamiento a las exigencias dela doctrina de partido. Debe haber partidos politicos y tienen su necesario papel en cualquier sistema, pero no pueden suplantar la esencia de la democracia haciendose depositarios de la soberanía.

    ResponderEliminar
  5. El problema es que los sistemas políticos y de gobierno serán impracticables mientras el ser humano sea presa de las pasiones como la avaricia, la envidia, el egoismo, etc. Ya que los sistemas políticos no son más que una extensión de las personas que los conforman.

    Hace falta un cambio profundo en el ser humano antes de poder abordarse una verdadera democracia, nos queda tanto por pulir y mejorar...

    ResponderEliminar
  6. En efecto hay un sistema cuasi perfecto, pero entremedias hay estados que mejoran el actual. La Democracia es maravillosa, pero los guardianes son terroríficos. Hacen y deshacen. Nos quitan dinero. Nos meten en guerras. Para ellos no contamos. El viejo aforismo de todo para el pueblo pero sin el pueblo sigue siendo una realidad para los partidos políticos.

    +D

    ResponderEliminar
  7. No entiendo por que ha desaparecido mi comentario en esta entrada. no creo que sea irrespetuoso. Si es así haganmelo saber. gracias

    ResponderEliminar
  8. POR LA TERCERA OLA

    Santi por favor, introducelo de nuevo. A veces ocurren problemas en el servidor y desaparece algún comentario antes de su publicación. Perdona la molestia. LTO no censura prácticmente nada (solo insultos o comentarios totalmente irrespetuosos). Gracias +D

    ResponderEliminar
  9. Los partidos han suplantado la representación legitima de los ciudadanos. Con sus listas cerradas y bloqueadas han reducido las posibilidades de opción a un "menu del día" raquitico e indigesto. Han repetido hasta la saciedad que se vota al partido, y no al representante. Incluso han aprobado medidas de represion contra aquellos de sus miembros que creyendose depositarios de la representación popular han mostrado sus discrepancias con las directrices oficiales, con medidas como la disciplina de voto y la persecución de lo que ellos denominan transfugas. Yo me declaro transfuga. Transfuga de este sistema donde la legitimación politica se ha invertido, haciendo residir la posibilidad de permanencia en el cargo en la sumisión incondicional al partido y no en la representación de los intereses de los ciudadanos que les eligieron. No nos engañemos, los politicos son personas, y las personas tienden a mantener sus privilegios a toda costa. Siendo la politica una situación de privilegio, es normal que el politico se ponga a las ordenes de quien le puede garantizar su permanencia. Solo aprovechando esta debilidad human del politico se podrá reconducir la situación, haciendo que sea el apoyo popular al representante individualizado lo que le garantice su reelección y no su mayor o menor plegamiento a las exigencias dela doctrina de partido. Debe haber partidos politicos y tienen su necesario papel en cualquier sistema, pero no pueden suplantar la esencia de la democracia haciendose depositarios de la soberanía.

    ResponderEliminar
  10. Gracias Santi por tu aportación, en la que esencialmente estoy totalmente de acuerdo. Pero no debemos resignarnos a que esta situación se perpetúe, convirtiéndonos en los parias del siglo XXI.

    Un cordial saludo. +D

    LTO

    ResponderEliminar
  11. Vuestro símbolo ya está bien grandote presidiendo mi blog www.reformaleyelectoral.info.
    Creo que el artículo sólo constata una realidad que quizás se deba a gente imperfecta, pero sobre todo a un sistema imperfecto, que está en la raíz del problema. Hace falta un sistema que tienda a la perfección, para después discriminar entre las personas que respetan el sistema y aquellas que abusan de él. ¿El primer paso? Lo habéis adivinado, la reforma de la Ley Electoral.

    ResponderEliminar
  12. Hola LTO, acabo de mirar algunas entradas en vuestra red de blogs, y me ha sorprendido un tanto el de "sobreZP". La entrada sobre "El porqué de la ley antifumador" trata de absolutamente cualquier cosa menos eso, y mete en el mismo saco a toda persona que no piense como el autor. Lo he encontrado tan incoherente y más propio de un pseudo-aprendiz a Jimenez Losantos, que ni me he dignado a comentarlo, pero sí me extraña que se halle en vuestra red de blogs, pues considero la línea editorial de LTO un ejercicio de equilibrio y de crítica informada y sobre todo educada. ¿Sería mucho pedir que revisarais dicha lista y que si cumple con vuestros criterios, incluyais mi modesto blog dedicado en exclusiva a la reforma de la Ley Electoral, y que no insulta a nadie? Muchas gracias.

    ResponderEliminar
  13. Ojo, que no puede confundirse democracia con libertad. Eso de ir y venir donde y cuando quiera, es más libertad que democracia.

    Un ejemplo: la prohibición de fumar en lugares públicos. Imagine que la medida se hubiese tomado tras un referéndum. Eso sería muy democrático, pero privaría a los fumadores de una de sus libertades. Como este simple ejemplo, los hay a patadas.

    Lo que sí es cierto es que sin libertad no hay democracia, pero sí puede ocurrir a la inversa.

    ResponderEliminar
  14. En los partidos cada vez hay gente menos preparada, que nunca ha trabajado más que en el partido, y que como ve que se puede llegar a ministro y cobrar altos sueldos, sigue esa línea. En general /salvo pocas excepciones), es gente nefasta que nada quiere cambiar y que tiene talante dictatorial.

    Arturo: En paises sin democracia la gente no puede ir a donde quiere, ni trabajar en lo que quiere. Cuba, Corea del Norte y algún país más son ejemplos. De todas maneras está bien la obsrvación.

    ResponderEliminar
  15. Parcitipativa:

    Tienes razón, no es ni mucho menos un buen artículo.

    No se como está en la lista, pero a ver si es posible quitarlo y poner el tuyo, pues el tema coincide plenamente con nuestras reivindicaciones de la Ley Electoral. Gracias

    ResponderEliminar
  16. Para dejar las cosas casi como están, se nos vienen encima unos gastos electorales desproporcionados, cuando lo más esencial que pedimos es poder votar listas abiertas, y eso no cuesta dinero. No podemos desde luego decir que esto es una democracia, cuando no se nos escucha por el poder político, que está devorando nuestra economía sin producir nada. + D

    ResponderEliminar
  17. Esta gente no sabe lo que hace, no es +D, no deja hablar a técnicos y científicos y aterroriza y alarma a la población.

    Varios activistas de Greenpeace se han encaramado este jueves a la fachada de las sedes de PP y PSOE, donde han desplegado pancartas para exigir a los partidos políticos un compromiso "claro y rotundo" contra la energía nuclear.

    Así, reclaman que tras el accidente nuclear registrado en Japón a raíz del tsunami que siguió al terremoto de 9,1 grados de magnitud en la Escala Richter, "adopten una actitud responsable en materia de energía y promuevan activamente el abandono de la energía nuclear en España".

    Creo que lo hacen de mala voluntad.

    ResponderEliminar
  18. Es cierto, pero aquí la gente sigue con fe ciega a su partido de toda la vida (como en el futbol, vaya)y no ven más allá de sus narices... Conseguiremos que algún día despierten? Conseguiremos alguna vez una sociedad, consciente, inteligente, bien informada, con espíritu crítico?

    ResponderEliminar
  19. Imanol Azpicueta24 mar. 2011 15:48:00

    Es increíble este país va totalmente a la deriva +D que buena falta hace.

    ResponderEliminar
  20. El problema es que en esta país todo el mundo piensa que es inteligente,bien informado y con espíritu crítico y que el zoquete es el que tiene en frente sosteniendo una opinión diferente a la suya.El infierno es el otro.

    ResponderEliminar
  21. Los ciudadanos tienen que comprender de una vez lo mal que actuan los partidos y como se hacen con nuestro dinero. Es fundamental para poder dar una respuesta ciudadana con +D

    ResponderEliminar
  22. Lo que llaman democracia es un sucedaneo, ya que los partidos tienden en efecto a la D, pero de dictadura. +D

    ResponderEliminar
  23. Hay ya un grito en Internet que pronto estará en la calle LIBERTAD!!!.

    ResponderEliminar

Esta web busca la colaboración de todos quienes accedan a ella. Por lo tanto, se habilita la posibilidad de añadir comentarios al pie de los post. Rogamos a todos el buen uso de esta utilidad. Los comentarios ofensivos, vejatorios, que contengan insultos, falsas acusaciones o que sean manifiestamente ofensivos, no serán publicados. Gracias por vuestra colaboración.